Las ventajas de vivir en un barrio residencial como Sarrià

Situado en la zona más alta de la ciudad y conservando su espíritu de pequeño municipio residencial, la zona de Sarrià de Barcelona resulta un lugar privilegiado en el que vivir, con todas las ventajas de un antiguo pueblo rural – hasta el año 1921 – y todos los servicios de una ciudad cosmopolita.
Desde los comercios más locales y auténticos, hasta pequeñas boutiques, clubs deportivos, mercados e incluso residencias de alto prestigio como la Residencia Universitaria Sarrià, el distrito residencial se sitúa en las primeras posiciones de los barrios más predilectos por los barceloneses. ¿Por qué es una de las zonas preferidas?

Zonas verdes y ajardinadas

Además de ser el punto de acceso al parque de Collserola, el pulmón verde de la ciudad, Sarrià está repleto de parques, zonas verdes, fuentes, jardines y espacios abiertos para sus habitantes, todo un equipamiento del que las familias más acomodadas de la segunda mitad del siglo XIX pudieron disfrutar y de las que ahora nosotros podemos aprovechar para pasear, respirar aire limpio o hacer deporte al aire libre.

 

El Parque de l’Oreneta es uno de las zonas verdes más conocidas, con más de quince hectáreas y una superficie de diferentes niveles en la que los más pequeños podrán jugar y correr a su aire. También cuenta con una flora mediterránea, con pinos, encinas, robles y plantas aromáticas, además de caminos repletos de naturaleza y zonas de descanso. Desde luego, está preparado para pasar un día divertido en familia o con amigos.

 

 

Perfectamente comunicado con la ciudad

Una de las razones principales por las que muchos barceloneses eligen este distrito es por tener grandes vías de comunicación, pero a la vez alejado de toda la masa de turistas y grandes aglomeraciones del núcleo urbano.

 

Podemos acceder tanto en coche, como en bus o los trenes de los Ferrocarriles de la Generalitat de Cataluña. La estaciones más frecuentadas y céntricas son la de Sarrià o Les Tres Torres y la carretera principal es Vía Augusta.

 

Si creías que estar alejado de la ciudad era una desventaja, su buena comunicación y alternativas de transporte borrarán por completo este pensamiento.

 

 

Grandes embajadores del comercio local

Sarrià es auténtico y refleja claramente los valores del comercio de proximidad o de kilómetro cero. De hecho, el Eje Comercial de Sarrià es una de las asociaciones que promueve este movimiento en el barrio y permite a los comerciantes y empresarios tener fuerza ante mercados más fuertes y competitivos.

 

El Mercado de Sarrià es también un gran embajador de esta nueva toma de consciencia, con paradas tradicionales y productos de gran calidad a buen precio.

 

Más allá de los mercados tradicionales, encontrarás pequeños comercios basados en la artesanía y profesiones más antiguas que hoy en día siguen manteniéndose a flote dada su originalidad y autenticidad.

 

Mezcla de modernidad y tradición

Uno de los rasgos característicos de este antiguo pueblo rural es, en efecto, la mezcla de la tradición con los nuevos establecimientos y culturas más jóvenes, quienes adoptan la parte más tradicional de un negocio y le aportan un toque más moderno respondiendo a nuevas tendencias más éticas y sostenibles. Las panaderías y mercados ecológicos son un claro ejemplo de ello.

 

Los restaurantes de la zona también se adaptan a estas nuevas generaciones, pero sin dejar sus raíces y platos típicos.

 

Algún Comentario?